Tu guía de restaurantes en Mallorca

Más de 150 experiencias gastronómicas

Actualidad
14/11/2019

Festival Culinario para los cinco sentidos

Festival Culinario en Salt Bistró


Luis Trives en los fogones, y Emanuel Paggi en sala, dirigen con gran acierto Salt, un bistró que trae un soplo de aire fresco al panorama gastronómico de Puerto Portals y cuyo leitmotiv es hacer que el cliente se sienta como en casa.

El “arriesgado” terciopelo azul que viste los sofás y butacas del restaurante contrasta con las baldosas damero del suelo, ofreciendo un sugerente entorno donde degustar las exquisiteces que salen de su cocina; aunque, siempre que el tiempo lo permita, disfrutar de su encantadora terraza es casi obligado. 
El producto de calidad, sostenible y de cercanía nutre una despensa de la que el chef saca el mejor partido, ofreciendo un inolvidable viaje gastronómico en el que cada etapa seduce todos los sentidos del comensal, multiplicando así el deleite de cada plato. 
El Club de  Gastronomía y Cultura Balear disfrutó de tan tentadora propuesta en su visita a Salt Bistró, donde sus miembros tuvieron el placer de compartir mesa con Juan Carlos Padilla, delegado de Bodegas Mastinell, quien presentó el excelente Brut Real 2011 Reserva (91 puntos en la guía Peñín). El galardonado cava cautivó a todos los presentes, disipando las dudas de los más reticentes a un maridaje monocolor con un espumoso como protagonista. Un cava que, con su elegancia y equilibrio, dejó claro que no sólo es idóneo para brindar, sino que también puede acompañar exitosamente cualquier comida.

 

La gastronomía estuvo a la altura de la bodega ofreciéndonos un extraordinario menú degustación que comenzamos con un delicioso tartar de tomate seco con parmesano y piñones que, junto con el crujiente pan de romero, nos sumergió de lleno en los aromas mediterráneos.
La apuesta de Salt por la comida ligera se ejemplarizó con un refrescante ceviche de salmón que, magistralmente personalizado con una leche de tigre de mango y crujiente de boniato, fue una inmejorable tarjeta de presentación del creativo cocinero. 
El atractivo emplatado de la gamba envuelta en pasta “kaitf” con albahaca y carpaccio de piña refrendaba el cariño que Luis pone en cada una de sus creaciones, mientras que su degustación dejaba claro el dominio de las técnicas y el mimo con el que se trata el producto.

 

El peso del mar en los fogones del bistró quedó patente con el canelón de bogavante gratinado con grana padano y salsa de marisco. Una elaboración llena de sabor en la que la gustosa salsa no hacía sino reforzar el intenso sabor del bogavante. 
El jugoso aspecto del taco de lubina confitado en ibérico, con puré de guisantes y aire de tinta de calamar, hablaba por sí sólo. El ligero dulzor del puré y el marcado sabor de la tinta de calamar resaltaban el delicado sabor del pescado convirtiéndolo en una auténtica delicatesen.
Una original carrillera con caviar de aceite de trufa puso fin a la parte salada del menú. La gustosa carne se nos presentó en un crujiente saquito sobre crema de parmentier y con un agradable toque ahumado.
El exquisito parfait de plátano con dulce de leche, virutas de chocolate y aceite de oliva fue la dulce despedida del joven chef, que conquistó a los miembros del club con su ligera, divertida e imaginativa cocina.

Muchísimas gracias a Juan Carlos Padilla por su magistral presentación del Brut Real, el cava más “modesto” de Bodegas Mastinell, que nos dejó con muchas ganas de conocer a sus “hermanos mayores”. Nuestro agradecimiento también a Emanuel, magnífico jefe de sala, y a todo su equipo por ocuparse con acierto de hasta el más mínimo detalle, haciéndonos sentir como en casa. Y, por supuesto, nuestra más sincera enhorabuena a Luis y al personal de cocina por su excepcional trabajo.

 

Restaurantes recomendados
¡Ponte al día de las novedades gastronómicas de Mallorca!
-